Estuvieron Tomás Sánchez y Rafa Colomer

Por equipo de redacción Salesianos Alcoy

La Cruz de Lampedusa, elaborada con madera de pateras utilizadas por inmigrantes y refugiados, que fue bendecida por el papa Francisco,  llegó a Alcoy el pasado domingo, 26 de mayo y permanecerá en nuestra ciudad unos días. Esta cruz, que ha recorrido varias ciudades en España, recibe el nombre de la isla italiana donde acudió el papa Francisco el julio de 2013, y donde días antes naufragó un barco con inmigrantes y refugiados, de los cuales 349 murieron. El Papa recibió esta cruz como regalo por la fundación italiana Casa dello Spiritu e delle Arti (Casa del espíritu y de las artes), la bendijo y animó a llevarla por todo el mundo.

En el recibimiento de la cruz en el zaguán del ayuntamiento estuvieron presentes el director de la presencia salesiana de Alcoy, Tomás Sánchez y nuestro párroco Rafa Colomer. Además ambos tuvieron la ocasión de firma en el libro de honor que reflejó las adhesiones del pueblo de Alcoy a tan importante acontecimiento.

La iniciativa de la cruz itinerante -que se llama ‘Viaje de la Cruz de Lampedusa’ parte de la fundación italiana Casa dello Spiritu e delle Arti que desde hace años trabaja en Milán con las personas más desfavorecidas y tiene como objetivo transmitir un mensaje de solidaridad y paz entre las ciudades, comunidades, parroquias y culturas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies