Javi Ramírez, jugador del C.D. Alcoyano y del Hércules C.F., narra sus avatares para salir de la pesadilla de las drogas, alcohol y juego

Por equipo de redacción Salesianos Alcoy

Los alumnos de FPB de Mecánica, Informática y Actividades Comerciales escuchan asombrados el testimonio del deportista que admite ser adicto al juego, drogas y alcohol: “He consumido de todo y para qué. Toda esa porquería me mataba por dentro, pero yo no lo veía. Perdí la novia, amigos, trabajos… de todo. Pero he salido y eso es lo difícil, porque otros se han quedado por el camino”, ha comentado acompañado por Sandra Gisbert, psicóloga del Grupo de Alcohólicos Rehabilitados de Alcoi (GARA), que junto con la Unidad de Prevención Comunitaria en Conductas Adictivas (UPCCA), que depende del Ayuntamiento de Alcoy, organizan estas conferencias en los centros educativos.

Las palabras de Javi se entremezclan con las lágrimas por la emoción de volver a su colegio que tan buenos recuerdos le trae: “Aquí te enseñan valores y esos valores son los que realmente importan, los que me han ayudado a salir del agujero”.

Su familia ha sido un pilar fundamental en su rehabilitación: “Mis padres y mis hermanos han sido mi soporte, con más de 30 años, no tengo nada, pero los tengo a ellos. Realmente me di cuenta que era un adicto fue cuando me encontré solo, lejos de ellos, en Tenerife. Sufrí hambre, frío… vi la muerte, pero salí y hoy estoy aquí”. Javi se rebela cuando percibe el abuso del alcohol en los jóvenes y da un consejo: “Divertíos con refrescos, encontraréis gente positiva, sana; será más barato y al día siguiente os acordaréis de todo. Un mensaje, el de un verdadero superhéroe cargado de esperanza”.

Galería de imágenes

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies